Si queremos hacer una visita a la gran manzana, seguramente nuestra viaje comienza en el legendario aeropuerto neoyorquino John F. Kennedy. Este mega aeropuerto es el más grande de los tres aeropuerto que sirven a la ciudad cosmopolita de Nueva York, además que es el aeropuerto norteamericano de mayor tráfico de pasajeros internacionales.

El JFK, es la base de operaciones de JetBlue Airways y es aeropuerto de entrada principal internacional para Delta Air Lines y American Airlines. A sus 8 terminales llegan vuelos de prácticamente todas las grandes ciudades del mundo.

Si tu vuelo toca tierra en este aeropuerto y queres ir a visitar la bella Manhattan, te traemos tres alternativas de transporte público para ir y volver entre el aeropuerto y el centro de la ciudad.

Taxi:

Si el precio no es problema, o llevar más equipaje del que puedas cargar, los famosos taxis amarillos de Nueva York son la mejor opción para ti. Por lo general los taxis del aeropuerto trabajan con un sistema de tarifa fija, la cual ronda los 52 dólares a lo que habrá que adicionarle los peajes y, claro, la propina para el conductor. La misma, se estima, será de entre el 10 y el 15 por ciento del valor del viaje.

Los taxis tradicionales aceptan hasta cuatro pasajeros o cinco en minivans; los taxis pueden pagarse en efectivo o bien con tarjeta de débito o crédito. Estos taxis suelen tener pantallas en la parte trasera en las que se refleja la tarifa y los gastos extras como por ejemplo, al pasar un peaje, el precio del mismo y la suma total a pagar de manera que el viajero sepa cuánto lleva gastado.

AirTrain:

Este sistema de tren aéreo, conecta todas las terminales del aeropuerto entre sí y además con el sistema de metro de la ciudad y el ferrocarril Long Island Rail Road.

La principal ventaja de este sistema es su bajo costo, en comparación con los demás, y se acepta efectivo, tarjetas de crédito y débito, además de que funciona las 24 horas al día, los 365 días al año.

El AirTrain te ayudará a olvidarte del problema del tránsito de Nueva York, para que tengas una idea un viaje entre el aeropuerto y la Penn Station en el centro de Manhattan tiene un costo de $7.75 y un tiempo estimado de viaje de unos 50 minutos.

Utilizando el Airtrain podes conectar con las siguientes opciones de transporte público:

  • El LIRR (Long Island Rail Road) en la Estación Jamaica
  • Las líneas E, J y Z del metro en las estaciones Sutphin Blvd/Archer Ave/Aeropuerto JFK, además de la línea A en la estación Howard Beach/Aeropuerto JFK.
  • Las líneas de autobús Q6, Q8, Q9, Q20, Q24, Q25, Q30, Q31, Q34, Q40, Q41, Q43, Q44, Q54, Q56 y Q60 en la Estación Jamaica.

Minibuses y alquiler de coches:

Existen compañías que trasladan a los pasajeros en minivans. Algunas cuentan con paradas fijas y, otras, realizan un servicio puerta a puerta entre el aeropuerto y el hotel, y viceversa. Algunas de las empresas más conocidas son: Airlink NYC, ETS Airport Shuttle y GO Airport Shuttle.

Esta opción es mucho más barato que un taxi, aunque no tanto como el transporte público, pero es ideal para quienes no se atrevan a enfrentar al imponente metro de Nueva York en su primer dia y cargado de equipaje, la tarifa de un viaje entre el aeropuerto JFK y la Estación central es de unos $22 Dólares.

Otra de las opciones es alquilar un automóvil, en el aeropuerto la oferta es muy variada y están allí las empresas más reconocidas en el mundo. Aunque quien elija esta opción deberá enfrentarse al infernal tránsito de la gran manzana.

Comentarios

comments

Related Posts

Escríbenos:

info@alrededordelmapa.com